Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
¡Voy para candidato!

Creo que fue hace más o menos un mes. Subí a la báscula de la mujer y lo que vi me sorprendió:  ¡Más de 72 kilos!

27/06/2011 01:03:55 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


De inmediato me dirigí al espejo de “puerco completo” (para mí) o el de la vanidad (para la figura de mi mujer) y lo vi: Ahí estaba, orgulloso, soberbio pero sobre todo abultado... mi gran vientre.



“Estoy hecho un cerdo”, le dije a la mujer y ella, compasiva, sólo dijo “un poco... come frutas, verduras...”



Entonces empecé a ver claro: Los pantalones me apretaban inmensidad, me sentía cansado, pesado... se había convertido en una tortura el que se me cayera mi lápiz de labores porque a la vez que me agachaba sencillamente me estorbaba el vientre ya sin contar con la falta de aire al inclinarme a levantar el objeto.



No dudé más, me dije: A hacer ejercicio.



A mis caminatas matutinas les agregué  media hora de trote... pero fui intermitente. Optaba por dar la vuelta al parque y volver a hacer “meme”.



II



Fernando Yunes Márquez, diputado local, le pide a Hermann Ortega que si quiere un cargo de representación popular, que sude la camiseta, que baje 40 kilos porque él, cuando buscó el voto popular, bajó hasta 10 kilos.



Si bien la recomendación en términos de salud es aceptable por parte de Fernando, en términos electorales o políticos hay ejemplos que sencillamente tiran la tesis del joven Yunes Márquez; si no, baste recordar al hoy alcalde de Poza Rica, Alfredo Gándara (por cierto, saben qué significa el apellido del buen amigo: “Tierra baja, inculta y llena de maleza”), que observando bien, lo único que bajó fue su pancita más cerca de las rodillas.



III



Allá por principios de agosto de 2008, entrevisté a Javier Duarte... era secretario de Finanzas y también era delgado. Sí, se los juro, estaba delgado. Y aunque todavía no era diputado federal, ya tenía dieta. Había bajado 13 kilos en mes y medio. Los sacos le bailaban. Por supuesto, nos dio el nombre de su doctor o dietista o nutriólogo... Carlos Roux, quien le estaba “enseñando a comer”. No sé si ya aprendió a “tragar sapos”... debe de haberlo aprendido ya. Sin embargo, del Duarte de ese 2008 al del 2011, la diferencia se estriba en kilos y cargo.



No sé si en las campañas a diputado federal y Gobernador haya bajado de peso, pero si fue así, tras haber ganado lo recuperó. No creo que en este momento, ya como Gobernador, le preocupe mucho si está pasado de peso o no...



IV



Quien se ve soberbia es la señora Karime Macías. Una disciplina de acero luce a simple vista. Practica yoga, ya la vimos corriendo... es evidente que le gusta mantener una condición física envidiable. Baste verle sus brazos, firmes, con músculos que no riñen con lo estético a diferencia de una joven que sale en TV Deportes llamada Rebeka, que raya un poco en lo grotesco.



Ayer, en la carrera de los 5 y 10 K, Cinthya Cano y Conchita Contreras, de 86 y 78 años respectivamente, demostraron que no hay edad para mantenerse en forma. Sí, también estas damas lucieron soberbias.



Me parece bien que la señora Karime quiera involucrar a las mujeres en el acto de ser consicentes de su salud... aunque... también los hombres requerimos de hacer conciencia respecto a ello. Ojalá el Gobernador tome cartas en el asunto... ojalá Reynaldo Escobar igual... no se trata de joder en esta ocasión... se trata de Salud Pública... y política.



V



Hoy, después de dos semanas de ejercicio constante y sonante me subo a la báscula... tengo que tomar mis lentes... puede que mi miopía y astigmatismo me estén engañando... me los pongo, enfoco bien en el peso que me da y me siento feliz... de los pavorosos 72 kilos y cacho que me espantaron hace un mes, sólo queda el recuerdo... 67.9 de peso... mi meta son 67 kilos... ¡voy por 900 gramos! Y lo mejor: Desde la perspectiva de Fernando Yunes Márquez, ¡hasta puedo ser candidato! 




e-mail: dor00@hotmail.com



twitter: Los_Politicos



blog: http://lospoliticosveracruz.blogspot.com/


Otras Entradas

Otras Entradas

Espionaje a medias

Intento ordenar mis pensamientos porque quiero tratar el asunto del espionaje, pero es difícil empezar a escribir cuando la Mujer me muestra a una "escort" del bajío, cuyas proporciones en nalga y pecho se contraponen a su diminuta cintura... "trae chaparrera" me dice, mientras me muestra el trasero de esa joven, cara de niña, que me recuerda lo poco que enseña de su rostro, a Ximena Sariñana.

Congruencia legislativa

Haciendo cuentas, a ojo de buen cubero, la decisión en pro o contra el desafuero de Eva Cadena Sandoval por parte de la LXIV Legislatura podría darse en unos quince días.

Senadores y alcaldes

"Jamás pensamos que un día íbamos a votar por el PRI", era la frase con la que se topó durante su campaña el hoy alcalde electo de Perote, Juan Francisco Hervert Prado, quien ocurrente, respondía: "No se preocupen... ¡voten por el Verde!"

La reelección de Pepe Mancha

En términos simples, la dirigencia de Pepe Mancha podría resumirse así: Una gubernatura, una bancada equilibrada y más de cien alcaldías.

La dirigencia del PRI

Cuestiona un amigo mi negativa a que se incorpore Américo Zúñiga Martínez a la dirigencia estatal del PRI.

Anemia legislativa

Es cuestión de observar y preguntar: ¿Quién falta por salir en un audio, un video, un escándalo?

¡Y Héctor voló!

Según este miércoles, a las siete de la mañana, estaría "invitado" Héctor "N" para presentarse ante la Fiscalía "N" para responder a los señalamientos que le hiciera uno de los más emblemáticos símbolos del duartismo, y si volteamos un poco hacia atrás, del fidelismo, y quien por cierto llegó con el alemanismo: Arturo "N".

El Jamás de Renato

Me enseña su reloj de los Tiburones Rojos a manera de respuesta cuando le pregunto a qué equipo le va.

Las matemáticas del poder

Cuando a finales del siglo pasado, el PRI perdió 107 alcaldías, fue el escándalo. ¿Por qué? Porque en lugar de festejar el avance de la democracia, nos regodeamos con el fracaso del partido en el poder. ¡Ah! Perdón... La derrota tuvo nombre, apellido y padre: Miguel Ángel Yunes Linares.

Caciques triunfadores

La pasada elección dejó en claro que a veces, los que ganan en las urnas no necesariamente son los candidatos, por ende, no necesariamente han de ser los que van a gobernar y no, no es por esa percepción que se tiene en torno a Xalapa con Hipólito Rodríguez Herrero, o Boca del Río, con Fernando Yunes Márquez, de quienes se dice que los que van a mandar realmente son Andrés Manuel López Obrador o Miguel Ángel Yunes Linares, respectivamente... nos referimos a los pequeños o grandes cacicazgos atrás de un triunfador en las urnas.

Los 3 independientes

De los 270 candidatos independientes que participaron en cuatro entidades por un cargo de representación popular, sólo tres alcanzaron a subir al podium de los triunfadores y los tres se dieron en Veracruz: Isaac García Álvarez, en Coahuitlán; Tavo Pérez Garay, en San Andrés Tuxtla; y Christian Romero Pérez, en Tlacotalpan.

Fernando Yunes Márquez, candidato electo por Veracruz, presume sus 102 mil votos que le dieron el triunfo en el Puerto, pero a la vez, igual hace alarde de ser el candidato más votado en la entidad, título que ostentaba en su momento Elizabeth Morales García con más de 95 mil votos en Xalapa.

Pepe 2018

Le pregunto si en sus escenarios, al igual que en los de Héctor, incluso el mismo Miguel Ángel, tienen contemplado que así como hay una animadversión en este momento para el PRI, este mal humor social pueda impregnar al apellido Yunes, más cuando en las últimas dos elecciones para Gobernador (2010 y 2016) ha participado este apellido y es posible, muy posible, que en el 2018, lo tengamos otra vez en tres personalidades en la disputa por la candidatura en sus respectivos partidos.

El triunfador en las elecciones

Van a dar las nueve de la noche, y bajo el riesgo de que aquí al día de mañana las cosas cambien (aunque lo dudo) la percepción que se tiene en torno a estas elecciones, es que hay varios triunfadores donde su circunstancia es lo que los posiciona como tales, incluso, hasta perdiendo hay quienes salen ganando.

Héctor 2018

Se le ve más delgado, pero no ese "delgado jodido" que agarró cuando anduvo en la pasada campaña por la gubernatura donde perdió 11 kilos, aunque asegura que cuando compitió para Senador, bajó 17 kilos 300 gramos.