Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Calles y banquetas, Ley de la Selva
28/12/2016 - Xalapa, Ver.
por Proporcionada por el autor de la columna
Nos acompaña don Joaquín Rosas, al término del programa "Aunque Duela", a la puerta del domicilio.
28/12/2016 09:25:44 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz
 Allí es donde Toño Garibay y su servidor nos percatamos que la entrada al estacionamiento no tiene el clásico desnivel que hace que la banqueta adquiera una inclinación que rompe con su horizontal. En lugar de ello hay un tubo a lo largo de la calle pegado a la banqueta. Cuando se le pregunta a don Joaquín el porqué el tubo, responde que de haber hecho la entrada al estacionamiento con ese desnivel, en un momento dado obligaría a algunas personas, que por su edad u alguna limitación física, bajar a la calle. Nos señala metros adelante, y vemos el desnivel de otra cochera... creo que entendemos a la perfección el planteamiento de don Joaquín.


Recordé que hace unos días, mientras íbamos mi esposa y yo en el carro, llamó mi atención enfrente de la calle, un señor de la tercera edad, que con paso lerdo, como el de Piero, detuvo su marcha porque se encontró con un desnivel de estacionamiento que en la parte más alta le llegaba casi a la rodilla. Ha de imaginar el lector la inclinación que ello representaba. El señor miró hacia el arroyo vehicular pero también la velocidad con que bajaban los vehículos en sentido contrario a él. Por unos instantes se quedó quieto, como calculando, y finalmente tomó la decisión... con sumo cuidado subió por la pendiente del estacionamiento cogiéndose de la puerta y más lento avanzó, pasito a pasito... el siguiente reto era bajar para volver a recuperar esa horizontal en la calle... ya no lo vi... el tránsito vehicular continuó.



Me gusta caminar. Recorridos de 20 a 30 minutos se me hacen buenos. Ayer, por ejemplo, tomé el paraguas, y me dirigí a Maestros Veracruzanos. Salí a buena hora lo que me permite observar. Por ejemplo, para cruzar de esquina a esquina, como marcan los cánones, en la calle Chedraui Caram sobre Lázaro Cárdenas, lo podrá hacer un joven, pero la tercera edad, no creo por las condiciones de la isleta, por lo que es seguro que se vea obligada a bajar al arroyo vehicular con los consabidos riesgos o de plano, hacer un largo rodeo que rompe con la lógica de la distancia más corta entre un punto y otro.



Más adelante, cruzando esta calle, de inmediato se encuentra uno que los locales comerciales quedan por debajo del nivel de la carretera Lázaro Cárdenas. Hay escaleras, pero, vuelvo a insistir, para alguien de la tercera edad o con incapacidad, debe ser algo tortuoso ese tramo de banqueta.



Salvado ese detalle por el casi medio centenario de mis piernas, paso por un negocio de azulejos que tiene a su máxima potencia sus bocinas... sigo sin entender al empresario que cree que haciendo más ruido ha de acercarse más clientes.



¿Les cuento de los coches que tienen los talleres mecánicos sobre la banqueta? ¡Ya ni platicar de los que tienen sobre áreas verdes o camellones!



Bueno, desvío mi recorrido en la esquina de Atzalan y apenas incorporándome a la banqueta (después de que un buey en un Tsuru no entiende para qué son las rayas amarillas), me encuentro con un tipo que se estaciona abarcando media banqueta... Y apenas avanzo unos cuantos metros, cuando topo con una puerta verde de una cochera... bajo al arroyo vehicular y entonces me percato que no es porque vaya a salir un carro del estacionamiento... no... se trata de un lavadero de autos que al abrir sus puertas obstaculiza el paso en la banqueta...



Cuando me reincorporo a la banqueta, detengo mi paso. Volteo y tomo dos fotos. Las subo al Facebook. Prosigo mi camino. Más tarde, un amigo las ve y me dice que hace rato pasó por allí y que estaba cerrado, pero le llamó la atención una motocicleta de Tránsito y Vialidad en el punto. Otro amigo que estaba en el restaurante cercano a ese lavado de autos, me comenta que al salir escuchó al agente de vialidad conminando al dueño a no obstruir las banquetas.



Entre los comentarios que pusieron en el Facebook, me sorprendió el de Pilar, quien dice: "Les molesta porque está cerca de La Gavia, y la gente no se puede subir a sus camionetotas [iba caminando. Nota mía] y se tiene que bajar de la banqueta, hay que ser tolerantes para todos, si toleramos a los que se roban el dinero de cuello blanco y que van a comer ahí, a La Gavia [He ido a comer allí y no uso cuello blanco ni me he robado nada. Nota mía], por qué no tolerar al que trabaja honradamente y no ha podido acondicionar bien su negocio porque no hay dinero en este Estado para hacer eso... pero por qué no van a las colonias, como este caso hay muchos; la gente trabaja igual como puede y a veces no tienen el dinero para cambiar su portón, a acondicionar su local, pero se requiere trabajar ya que no hay empleos y hay que autoemplearse".



En mi Facebook puse como referencia dicho restaurante para ubicar el negocio, pues como narro desde un principio, era la observación de un peatón (¿o un peatononzote?).



Pero si eso me sorprendió, más me sorprendió el comentario que me hacen de que cuando van a La Gavia, ofrecen lavar el carro en dicho local ¡los mismos del restaurante! por lo que sospechan que el lavado de carros es del mismo propietario del local gastronómico...



Bueno, pero muy independiente de quién sea o no el dueño, el asunto es la serie de casos que nos podemos encontrar cuando caminamos por Xalapa y me doy cuenta de dos cosas: nuestras calles y banquetas son una Ley de la Selva y que a veces, cuando me invisto de peatón, me hace más difícil entender el porqué tanto escándalo con los gasolinazos... pero la señora Brenda me hace entrar pronto en razón.



smcainito@gmail.com


Otras Entradas

Otras Entradas

Cabify, "potencialmente peligroso"

En el punto 8 de las Condiciones de Uso General de la empresa Cabify, los dos últimos párrafos citan textualmente:

El rostro del asesino

A la hora de decidir qué foto subir en la opinión que daba la Mujer sobre la triste noticia que nos sacudió a la hora de la comida como fue saber que Mara Castilla había sido asesinada, ocurrió algo que me incomodaba... veía una y otra y más fotos de Mara y me resistía a poner su imagen... es que la veía feliz, riendo. Las fotos de Mara me aparecían por todos lados pero no me decidía por ninguna... entonces, decidí hacer lo contrario... no poner la foto de Mara, sino poner la imagen del sujeto que le arrebató la vida.

El citatorio a FHB y priístas vs Miyuli

El dilema que se dio ayer fue si el citatorio de la Fiscalía que llegó a las puertas de uno de los domicilios de Fidel Herrera Beltrán era una respuesta a la petición que hizo Erick Lagos de transparencia y rendición de cuentas al Gobierno de Veracruz por el caso "Yúnete". Como sea, creo que ambos eventos tienen su importancia y relevancia, ajena a las emociones propias que desencadenan los "ismos" de cada quien.

"Chueco" Hernández

¿Por qué en noviembre, recién instalada la LXIV Legislatura, ya se tenía programado cómo iba a quedar la Junta de Coordinación Política así como qué partido la encabezaría?

De "madrinas" a Madrinas

Es evidente que Guillermo Moreno Chazzarini es contador público y no físico, porque epistolarmente, echó abajo la tercera Ley de Newton: A cada acción, corresponde una reacción en igual magnitud pero en sentido inverso.

Se pone sus moños Pepe Yunes

"Yo esperaba..."; así tenía pensado iniciar mi columna atendiendo a la respuesta del Senador con respecto a los nueve meses de Gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, un asunto totalmente político que para muchos, es observar a un Pepe Yunes Zorrilla con guantes, eso sí, de técnica depurada en el arte de fisteana, pero que igual, al pegar, duele.

Dos malditos

Acabo de ver una película basada en un comic japonés llamada "Death Note", que en español se traduce en algo tan simple como "La libreta de la muerte".

Veracruz: Una mala y otra buena

Ya iba a hacer meme el domingo por la noche, cuando me llega el Twitter de Roy Campos donde publica la imagen de "@TResearchMx: ¿Cuál es el estado menos pacífico de México?", siendo Guerrero el más violento ocupando el lugar 32. ¿Y Veracruz? ¡Qué creen? Está en el número 10, que si "leemos" la infografía que nos comparte el mero-petatero de Mitofsky, se pudiera decir que casi le falta nada, para entrar a los estados pacíficos del país.

El último de Héctor

Cualquier circunstancia, falla, tropezón o presencia, es aprovechada para sacarle raja, promocionar su mensaje, o mínimo, sacar la carcajada de los presentes. Un informe que si bien está lleno de labor legislativa o trabajo de gestoría, estuvo más salpicado de agradecer la presencia de sutano, perengano o merengano, ¡pero con chanfle! Por supuesto, no podía faltar la posición como oposición, para recargarle el caballo al Gobierno estatal, hoy en manos del PAN, cuando cita:

Crueldad veracruzana

Hay algo que tiene el veracruzano y el mexicano...

Los "Óscares" para Checo y Fer

Me preguntan del reconocimiento que le hacen al diputado Sergio Hernández Hernández por parte de la Napolitan Victory Awards, con sede en Washington, Estados Unidos. En sí, el legislador blanquiazul se hizo acreedor a un galardón nominado "Global Democracy Awards".

Yo sí puedo

Tres videos del Senador Héctor donde da a conocer, como lo marcan los cánones, en menos de 20 segundos, su mensaje que se concentra en dos puntos, que no son precisamente lo que hizo o no en el Senado, sino en el cómo inicia y en el cómo termina: "Soy Héctor Yunes Landa" y "Yo sí puedo".

Copete y Anilú

Hay quienes ven a la diputada local Yazmín Copete Zapot como candidata a la senaduría en la alianza PAN-PRD. Ha de tener algo para que sea considerada para tal aunque tenga yo visión muy corta que sea incapaz de ver ese "algo".

El mundo amarillo

A lo largo de mi vida, he visto cantidad de estrellas fugaces, pero jamás he pedido un solo deseo como lo marcan los cánones de la esperanza.

La suerte de Cándido

No conocí a Cándido y por ende, tampoco su trabajo. No obstante, debió ser un buen reportero y mejor persona por las muestras de afecto que le brindan algunos otros periodistas, fotógrafos y columnistas.