Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Maruchi, Gilberto y yo

La anécdota, creo, la he contado en otras ocasiones.

31/08/2011 03:47:50 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


En Acayucan tenía a mi cargo la sección policiaca. No sólo escribía las notas diarias sino que también me gustaba formar la plana.



En alguna ocasión, la información no fluyó como de costumbre. Debió ser un sábado o domingo, cuando en esos días había calma chicha. En el cierre de edición me percaté que me faltaba casi un octavo de plana para llenar... pero ya no tenía con qué hacerlo. Entonces, se me ocurrió una mala idea.



Digo “mala” porque en serio que me arrepiento de haberlo hecho, y por eso lo cuento: Inventé  una nota donde un tipo, en determinada calle de Acayucan, gustaba de exhibir sus genitales a las transeúntes. Mi problema esa noche quedó resuelto.



Al día siguiente, trabajé como si nada, hasta que en la redacción, llegó un señor de apellido Morán, con cámara en mano que, orgulloso, me decía que tenía una foto:



“Aquí traigo al degenerado”, me dijo. ¿A quién se refería? Se metió al cuarto oscuro, reveló y al salir, me mostró la foto de un hombre, más bien un indigente, de ropas raídas, que deambulaba por alguna calle. Por sus harapos, el ojo acucioso del fotógrafo pudo descubrir los genitales del sujeto por lo que no dudó en suponer que ese hombre era ¡el exhibicionista!



No estoy seguro si convencí a Morán de que ese hombre no era el que buscaban pero estoy seguro que la foto ya no se publicó.



De lo que estoy convencido fue que me di cuenta de la enorme responsabilidad que implica ser un reportero. Acepto mi culpa, la cargo, no me redimo y por eso, quizás por eso, cuando puedo, la cuento.



II



Leo que tanto el maestro Gilberto Martínez como Maruchi Bravo aceptan que “twittearon” determinada información, pero en su descargo, comentan que lo hicieron sin dolo, es decir, no pretendían ofender, lastimar, ocasionar problemas, sólo “informar” de un acontecimiento que, según ellos, sucedía.



El asunto es tan similar a la anécdota que conté. La diferencia es el tiempo. Creo. De cierto modo, al igual que Gilberto y Maruchi, puse en alguien la señal de alerta. Afortunadamente, en ambos casos, no hubo nada que lamentar aunque, creo, que tanto en Gilberto, Maruchi y yo, debe haber un sentimiento de pena... no fue con dolo.



III



Quizás el asunto está en las circunstancias.



¿Quién teme a un exhibicionista? Quizás una dama del Cirio Perpetuo ¿Quién teme que algo le pase a sus hijos? Todos.



Además, los canales de información eran distintos. Hoy, la información fluye de manera vertiginosa por medios electrónicos y el periódico, los diarios, se mantienen rezagados, tan rezagados que a veces ni las notas sacan.



No justifico a Gilberto ni a Maruchi. Tampoco al Gobierno. Es cuestión de sólo ponernos en los zapatos de cada quien. Yo, como Gobierno, hubiera actuado como lo han hecho hasta el momento nuestras autoridades. Yo, como ciudadano, ciscado ante tanta balacera, granadazo, operativo y demás entidades en torno a los últimos acontecimientos, quizás hubiera “twitteado” mi alarma ante un rumor que se estaba dando.



IV



Creo que aprendimos todos de este suceso. Nos queda en claro que en Veracruz, no estamos para dar a conocer “noticias” sin corroborar fuentes. Lo peor sería que se corroboraran las fuentes y los hechos y no se dieran a conocer las noticias.



Desconozco si realmente Maruchi y Gilberto infringieron la Ley cuando lo que realmente quisieron (he de pretender creer que así fue) era alertar a la población ante un hecho de inseguridad que no es desconocido para los veracruzanos. Y así como yo pretendo creerlo, espero que nuestras autoridades, entre ellas el Gobernador, lo crean también. La sociedad espera siempre un juez justo antes que un juez de Leyes. El primero es cálido. El otro se vuelve frío.



En pocas palabras, gracia y justicia para Maruchi y Gilberto pero no porque se les exima de un delito, sino porque se cree que son inocentes. Los twitteros, los que tienen nombre y apellido, habrán de reconocer el gesto. 




e-mail: dor00@hotmail.com



twitter: Los_Politicos



blog: http://lospoliticosveracruz.blogspot.com/


Otras Entradas

Otras Entradas

Veracruz

La noche del sábado pude haberla disfrutado mucho...

Espionaje a medias

Intento ordenar mis pensamientos porque quiero tratar el asunto del espionaje, pero es difícil empezar a escribir cuando la Mujer me muestra a una "escort" del bajío, cuyas proporciones en nalga y pecho se contraponen a su diminuta cintura... "trae chaparrera" me dice, mientras me muestra el trasero de esa joven, cara de niña, que me recuerda lo poco que enseña de su rostro, a Ximena Sariñana.

Congruencia legislativa

Haciendo cuentas, a ojo de buen cubero, la decisión en pro o contra el desafuero de Eva Cadena Sandoval por parte de la LXIV Legislatura podría darse en unos quince días.

Senadores y alcaldes

"Jamás pensamos que un día íbamos a votar por el PRI", era la frase con la que se topó durante su campaña el hoy alcalde electo de Perote, Juan Francisco Hervert Prado, quien ocurrente, respondía: "No se preocupen... ¡voten por el Verde!"

La reelección de Pepe Mancha

En términos simples, la dirigencia de Pepe Mancha podría resumirse así: Una gubernatura, una bancada equilibrada y más de cien alcaldías.

La dirigencia del PRI

Cuestiona un amigo mi negativa a que se incorpore Américo Zúñiga Martínez a la dirigencia estatal del PRI.

Anemia legislativa

Es cuestión de observar y preguntar: ¿Quién falta por salir en un audio, un video, un escándalo?

¡Y Héctor voló!

Según este miércoles, a las siete de la mañana, estaría "invitado" Héctor "N" para presentarse ante la Fiscalía "N" para responder a los señalamientos que le hiciera uno de los más emblemáticos símbolos del duartismo, y si volteamos un poco hacia atrás, del fidelismo, y quien por cierto llegó con el alemanismo: Arturo "N".

El Jamás de Renato

Me enseña su reloj de los Tiburones Rojos a manera de respuesta cuando le pregunto a qué equipo le va.

Las matemáticas del poder

Cuando a finales del siglo pasado, el PRI perdió 107 alcaldías, fue el escándalo. ¿Por qué? Porque en lugar de festejar el avance de la democracia, nos regodeamos con el fracaso del partido en el poder. ¡Ah! Perdón... La derrota tuvo nombre, apellido y padre: Miguel Ángel Yunes Linares.

Caciques triunfadores

La pasada elección dejó en claro que a veces, los que ganan en las urnas no necesariamente son los candidatos, por ende, no necesariamente han de ser los que van a gobernar y no, no es por esa percepción que se tiene en torno a Xalapa con Hipólito Rodríguez Herrero, o Boca del Río, con Fernando Yunes Márquez, de quienes se dice que los que van a mandar realmente son Andrés Manuel López Obrador o Miguel Ángel Yunes Linares, respectivamente... nos referimos a los pequeños o grandes cacicazgos atrás de un triunfador en las urnas.

Los 3 independientes

De los 270 candidatos independientes que participaron en cuatro entidades por un cargo de representación popular, sólo tres alcanzaron a subir al podium de los triunfadores y los tres se dieron en Veracruz: Isaac García Álvarez, en Coahuitlán; Tavo Pérez Garay, en San Andrés Tuxtla; y Christian Romero Pérez, en Tlacotalpan.

Fernando Yunes Márquez, candidato electo por Veracruz, presume sus 102 mil votos que le dieron el triunfo en el Puerto, pero a la vez, igual hace alarde de ser el candidato más votado en la entidad, título que ostentaba en su momento Elizabeth Morales García con más de 95 mil votos en Xalapa.

Pepe 2018

Le pregunto si en sus escenarios, al igual que en los de Héctor, incluso el mismo Miguel Ángel, tienen contemplado que así como hay una animadversión en este momento para el PRI, este mal humor social pueda impregnar al apellido Yunes, más cuando en las últimas dos elecciones para Gobernador (2010 y 2016) ha participado este apellido y es posible, muy posible, que en el 2018, lo tengamos otra vez en tres personalidades en la disputa por la candidatura en sus respectivos partidos.

El triunfador en las elecciones

Van a dar las nueve de la noche, y bajo el riesgo de que aquí al día de mañana las cosas cambien (aunque lo dudo) la percepción que se tiene en torno a estas elecciones, es que hay varios triunfadores donde su circunstancia es lo que los posiciona como tales, incluso, hasta perdiendo hay quienes salen ganando.