Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Justin Bieber y Peña Nieto

¿En qué se parecen Justin Bieber a Enrique Peña Nieto?

04/12/2011 23:35:21 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


Sí, ambos, en sus respectivas carreras, son jóvenes... sí, es evidente que ambos, también, en sus respectivas edades, atraen a las mujeres... también, sí, son exitosos...



¡Ah! nos faltaba una cosita... ambos evidencian qué tanto uso le dan a su materia gris...



Ya no sabía si reír, llorar o entristecerme cuando vi a Justin Bieber, cantante pop, responder en el show de David Letterman, de CBS, que entre los continentes que ha visitado estaban América del Norte, América del Sur, el Polo Norte y Australia...



La risa por supuesto, no es una burla... nosotros, seres humanos, respondemos a absurdos o puntos ilógicos con risas... como cuando carcajeamos con un chiste que está plagado de ideas ilógicas o dígame si no ha reído de quien se ha tropezado o de a quien se le levanta la falda producto de un ventarrón sorpresivo... por eso, al principio, fue mi risa a lo exclamado por Justin Bieber.



Soy de la idea de que nadie tiene porqué saber todo... bueno, pero hay cosas elementales  que no pueden perdonarse en un joven que no rebasa los 18 años y con las condiciones económicas para ser instruido por maestros.



II



A mí, en lo particular, me tiene sin cuidado que Enrique Peña Nieto nunca haya leído un libro en su vida, como evidenció en la feria internacional del libro en Guadalajara.



Tampoco me sorprende que haya leído algunos pasajes de la Biblia... lo más seguro que lo que leyó  de las Sagradas Escrituras haya sido El Apocalipsis... tengo la certeza de que un gran grueso de la población católica o no, tiene más curiosidad por ese tema que por algún otro...



Igual, se le podría perdonar que no recuerde títulos de libro, o autores de libros... pero que no tenga ni puta idea de alguno de los dos... perdón, pero yo veo en Enrique Peña Nieto a un mentiroso.



Vamos... si alguien me pregunta cuántos libros he leído a lo largo de mis 37 años en los que tuve noción de la lectura, simplemente les puedo decir que no sé... leí a Emilio Salgari, Mark Twain, Lee Iacocca, Lobsang Rampa, Og Mandino, Bram Stoker, Jorge Luis Borges, alguna que otra cosa de Shakespeare y puedo decirles que estos hombres marcaron mi vida con sus obras.



He leído a García Márquez, Octavio Paz, Paolo Coelho, Mario Puzo y Anne Rice, de los que recuerdo, pero si he de ser quien soy, es por los autores del anterior párrafo...



III



El asunto entre Justin Bieber y Enrique Peña Nieto podría ser para pensarse y llevarse a un asunto económico-sociológico... ambos son parte de empresas de espectáculos... uno es lo que se puede llamar “rock star” (bajo el riesgo de que haya quienes quieran lincharme por calificarlo así)... el otro es lo que se puede clasificar como una “estrella pop-lítica”...



A lo que voy es que, al menos en el caso de Enrique Peña Nieto, si pretende que la gente le crea y en un momento dado vote por él, además de su sonrisa colgate, sus trajes hechos a la medida y su copete engomado, debe de demostrar un poquito, aunque sea un poquititito de inteligencia y si no la tiene, al menos que sus asesores hagan escenarios posibles previo a un encuentro porque a diferencia de Peña Nieto, Justin Bieber para convencer a sus fans nada más tiene que decir:



Baby, baby, baby oooh!!! / like / baby, baby, baby oooh!!!



IV



Pero como dije al principio de este texto: A mí, en lo particular, me tiene sin cuidado que Enrique Peña Nieto nunca haya leído un libro en su vida...



No, no porque ocurra lo mismo con ese pasaje político de Adolfo Ruiz Cortines, quien llegó a ser presidente, si no mal recuerdo, pasados los 60 años y se burlaban de su edad, a lo que él respondió:



“Me quieren para gobernar o como semental”...



En el caso de Peña Nieto no ocurre lo mismo... no quiero como literato ni tampoco como presidente a un tipo que dice escribir libros y ni idea tiene de autores ni de obras. Vaya, no me extrañaría que “México, la gran esperanza” ni siquiera lo haya leído. 




e-mail: dor00@hotmail.com



twitter: Los_Politicos



blog: http://lospoliticosveracruz.blogspot.com


Otras Entradas

Otras Entradas

Espionaje a medias

Intento ordenar mis pensamientos porque quiero tratar el asunto del espionaje, pero es difícil empezar a escribir cuando la Mujer me muestra a una "escort" del bajío, cuyas proporciones en nalga y pecho se contraponen a su diminuta cintura... "trae chaparrera" me dice, mientras me muestra el trasero de esa joven, cara de niña, que me recuerda lo poco que enseña de su rostro, a Ximena Sariñana.

Congruencia legislativa

Haciendo cuentas, a ojo de buen cubero, la decisión en pro o contra el desafuero de Eva Cadena Sandoval por parte de la LXIV Legislatura podría darse en unos quince días.

Senadores y alcaldes

"Jamás pensamos que un día íbamos a votar por el PRI", era la frase con la que se topó durante su campaña el hoy alcalde electo de Perote, Juan Francisco Hervert Prado, quien ocurrente, respondía: "No se preocupen... ¡voten por el Verde!"

La reelección de Pepe Mancha

En términos simples, la dirigencia de Pepe Mancha podría resumirse así: Una gubernatura, una bancada equilibrada y más de cien alcaldías.

La dirigencia del PRI

Cuestiona un amigo mi negativa a que se incorpore Américo Zúñiga Martínez a la dirigencia estatal del PRI.

Anemia legislativa

Es cuestión de observar y preguntar: ¿Quién falta por salir en un audio, un video, un escándalo?

¡Y Héctor voló!

Según este miércoles, a las siete de la mañana, estaría "invitado" Héctor "N" para presentarse ante la Fiscalía "N" para responder a los señalamientos que le hiciera uno de los más emblemáticos símbolos del duartismo, y si volteamos un poco hacia atrás, del fidelismo, y quien por cierto llegó con el alemanismo: Arturo "N".

El Jamás de Renato

Me enseña su reloj de los Tiburones Rojos a manera de respuesta cuando le pregunto a qué equipo le va.

Las matemáticas del poder

Cuando a finales del siglo pasado, el PRI perdió 107 alcaldías, fue el escándalo. ¿Por qué? Porque en lugar de festejar el avance de la democracia, nos regodeamos con el fracaso del partido en el poder. ¡Ah! Perdón... La derrota tuvo nombre, apellido y padre: Miguel Ángel Yunes Linares.

Caciques triunfadores

La pasada elección dejó en claro que a veces, los que ganan en las urnas no necesariamente son los candidatos, por ende, no necesariamente han de ser los que van a gobernar y no, no es por esa percepción que se tiene en torno a Xalapa con Hipólito Rodríguez Herrero, o Boca del Río, con Fernando Yunes Márquez, de quienes se dice que los que van a mandar realmente son Andrés Manuel López Obrador o Miguel Ángel Yunes Linares, respectivamente... nos referimos a los pequeños o grandes cacicazgos atrás de un triunfador en las urnas.

Los 3 independientes

De los 270 candidatos independientes que participaron en cuatro entidades por un cargo de representación popular, sólo tres alcanzaron a subir al podium de los triunfadores y los tres se dieron en Veracruz: Isaac García Álvarez, en Coahuitlán; Tavo Pérez Garay, en San Andrés Tuxtla; y Christian Romero Pérez, en Tlacotalpan.

Fernando Yunes Márquez, candidato electo por Veracruz, presume sus 102 mil votos que le dieron el triunfo en el Puerto, pero a la vez, igual hace alarde de ser el candidato más votado en la entidad, título que ostentaba en su momento Elizabeth Morales García con más de 95 mil votos en Xalapa.

Pepe 2018

Le pregunto si en sus escenarios, al igual que en los de Héctor, incluso el mismo Miguel Ángel, tienen contemplado que así como hay una animadversión en este momento para el PRI, este mal humor social pueda impregnar al apellido Yunes, más cuando en las últimas dos elecciones para Gobernador (2010 y 2016) ha participado este apellido y es posible, muy posible, que en el 2018, lo tengamos otra vez en tres personalidades en la disputa por la candidatura en sus respectivos partidos.

El triunfador en las elecciones

Van a dar las nueve de la noche, y bajo el riesgo de que aquí al día de mañana las cosas cambien (aunque lo dudo) la percepción que se tiene en torno a estas elecciones, es que hay varios triunfadores donde su circunstancia es lo que los posiciona como tales, incluso, hasta perdiendo hay quienes salen ganando.

Héctor 2018

Se le ve más delgado, pero no ese "delgado jodido" que agarró cuando anduvo en la pasada campaña por la gubernatura donde perdió 11 kilos, aunque asegura que cuando compitió para Senador, bajó 17 kilos 300 gramos.