Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
El hoyo de Peña Nieto

Manifestaciones, protestas, movilizaciones... el escenario perfecto para que, si llega a asumir la presidencia Enrique Peña Nieto, tenga todo para salir adelante.

12/07/2012 02:49:43 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


Parece
contradictorio pero no lo es.







Hoy por
hoy, Enrique Peña Nieto tiene a un alto porcentaje de la población en contra, si
tomo en cuenta a los aproximados 28 millones de mexicanos que votaron a favor de
Josefina y Peje (sumando sus sufragios) como al resto que no votó. La
expectativa para con el priista, exceptuando a sus militantes, está por los
suelos y eso puede significar su mayor fortaleza.







¿Parece
confuso?







Me
explico en lo micro:







Cuando
las elecciones municipales pasadas, en Xalapa, surgió una duda: ¿Quién para
candidato?







Entonces apareció una figura
popular, conocida, hasta cierto punto carismática... así, como Enrique Peña
Nieto, pudiera decirse, “un talento de Televisión”: Elizabeth Morales
García.







Dentro
del escenario político, su candidatura fue mal vista... dentro del escenario
popular, bien acogida.







Su
triunfo fue inobjetable, tan así, que obtuvo más votos que el mismísimo
candidato a Gobernador, Javier Duarte de Ochoa.







Además,
el hecho de ser mujer, propiciaba, se quisiera o no, un ideal de que superaría
con creces cualquier administración que varón hubiera hecho... ¡vamos! llegó con
expectativas sumamente altas...







Me
explico en lo macro:







En el
2000, los mexicanos vieron en Vicente Fox un candidato sumamente diferente, el
único capaz de sacar de Los Pinos al PRI... era el presidente del Cambio, el que
habría de sacarnos del hoyo, del atolladero, el de los changarros y el Tsuru.
Las expectativas que generó eran sumamente altas, enormes, increíbles. ¡Fin a
los Dinosaurios!







Ambos
casos, micro y macro, en una lógica política elemental, fueron víctimas de la
Ley de Gravedad: Todo lo que sube, baja... mientras más alto, más fuerte es la
caída.







Vicente
Fox hoy significa para muchos, seis años perdidos, sinónimo de la incongruencia
y dicharachero de la política... es el fraude hecho presidente por el que votó
un alto porcentaje de la población mexicana.







Elizabeth Morales llevó a su
administración su programa “Usted no está solo” explotando a la pobreza en su
máxima expresión... baste ver sus boletines cuando regala un colchón, una silla
de ruedas, un tanque de gas... ¡Sólo le falta “Señorita Laura”... Desde el
principio de su trienio, se vio envuelta en escándalos tanto sentimentales como
administrativos y hasta de viejas, digo, de viajes.







Una
política que es capaz de pelearse hasta con un perro (remember “Solovino”) es
incapaz entonces de hacer de un problema una oportunidad. “Solovino” pudo ser
mucho a su favor y se volvió demasiado en su contra.







Las
expectativas que generó Elizabeth hoy se traducen en riesgo para que el PRI
mantenga la capital bajo sus siglas por ser hoy, considerada por muchos, como la
responsable de la debacle priista en las pasadas elecciones, con justa o injusta
razón. Ya se verá en el 2013...







En el
caso de Peña Nieto, la gente no cree en él; la gente protesta su casi ascenso al
poder; lo rechazan; lo insultan... está en el fondo en términos de
popularidad.







Por
eso, este bache puede tomarlo Peña Nieto como una gran oportunidad de salir del
hoyo, de crecer, y de sorprender...







Peña
Nieto está obligado a responder y dar resultados, quizás no tan inmediatos ni
mediáticos como lo hizo Salinas de Gortari (otro producto de la incredulidad),
pero es su única opción y por lo mismo, su fortaleza: en función de lo que haga,
los ciudadanos verán a un político que puede crecer, pero cuando se está abajo
la única opción debe ser arriba, seas político o no.







Ahora
sí, las pocas expectativas que genera deben convertirse en su
fortaleza.


Otras Entradas

Otras Entradas

Veracruz

La noche del sábado pude haberla disfrutado mucho...

Espionaje a medias

Intento ordenar mis pensamientos porque quiero tratar el asunto del espionaje, pero es difícil empezar a escribir cuando la Mujer me muestra a una "escort" del bajío, cuyas proporciones en nalga y pecho se contraponen a su diminuta cintura... "trae chaparrera" me dice, mientras me muestra el trasero de esa joven, cara de niña, que me recuerda lo poco que enseña de su rostro, a Ximena Sariñana.

Congruencia legislativa

Haciendo cuentas, a ojo de buen cubero, la decisión en pro o contra el desafuero de Eva Cadena Sandoval por parte de la LXIV Legislatura podría darse en unos quince días.

Senadores y alcaldes

"Jamás pensamos que un día íbamos a votar por el PRI", era la frase con la que se topó durante su campaña el hoy alcalde electo de Perote, Juan Francisco Hervert Prado, quien ocurrente, respondía: "No se preocupen... ¡voten por el Verde!"

La reelección de Pepe Mancha

En términos simples, la dirigencia de Pepe Mancha podría resumirse así: Una gubernatura, una bancada equilibrada y más de cien alcaldías.

La dirigencia del PRI

Cuestiona un amigo mi negativa a que se incorpore Américo Zúñiga Martínez a la dirigencia estatal del PRI.

Anemia legislativa

Es cuestión de observar y preguntar: ¿Quién falta por salir en un audio, un video, un escándalo?

¡Y Héctor voló!

Según este miércoles, a las siete de la mañana, estaría "invitado" Héctor "N" para presentarse ante la Fiscalía "N" para responder a los señalamientos que le hiciera uno de los más emblemáticos símbolos del duartismo, y si volteamos un poco hacia atrás, del fidelismo, y quien por cierto llegó con el alemanismo: Arturo "N".

El Jamás de Renato

Me enseña su reloj de los Tiburones Rojos a manera de respuesta cuando le pregunto a qué equipo le va.

Las matemáticas del poder

Cuando a finales del siglo pasado, el PRI perdió 107 alcaldías, fue el escándalo. ¿Por qué? Porque en lugar de festejar el avance de la democracia, nos regodeamos con el fracaso del partido en el poder. ¡Ah! Perdón... La derrota tuvo nombre, apellido y padre: Miguel Ángel Yunes Linares.

Caciques triunfadores

La pasada elección dejó en claro que a veces, los que ganan en las urnas no necesariamente son los candidatos, por ende, no necesariamente han de ser los que van a gobernar y no, no es por esa percepción que se tiene en torno a Xalapa con Hipólito Rodríguez Herrero, o Boca del Río, con Fernando Yunes Márquez, de quienes se dice que los que van a mandar realmente son Andrés Manuel López Obrador o Miguel Ángel Yunes Linares, respectivamente... nos referimos a los pequeños o grandes cacicazgos atrás de un triunfador en las urnas.

Los 3 independientes

De los 270 candidatos independientes que participaron en cuatro entidades por un cargo de representación popular, sólo tres alcanzaron a subir al podium de los triunfadores y los tres se dieron en Veracruz: Isaac García Álvarez, en Coahuitlán; Tavo Pérez Garay, en San Andrés Tuxtla; y Christian Romero Pérez, en Tlacotalpan.

Fernando Yunes Márquez, candidato electo por Veracruz, presume sus 102 mil votos que le dieron el triunfo en el Puerto, pero a la vez, igual hace alarde de ser el candidato más votado en la entidad, título que ostentaba en su momento Elizabeth Morales García con más de 95 mil votos en Xalapa.

Pepe 2018

Le pregunto si en sus escenarios, al igual que en los de Héctor, incluso el mismo Miguel Ángel, tienen contemplado que así como hay una animadversión en este momento para el PRI, este mal humor social pueda impregnar al apellido Yunes, más cuando en las últimas dos elecciones para Gobernador (2010 y 2016) ha participado este apellido y es posible, muy posible, que en el 2018, lo tengamos otra vez en tres personalidades en la disputa por la candidatura en sus respectivos partidos.

El triunfador en las elecciones

Van a dar las nueve de la noche, y bajo el riesgo de que aquí al día de mañana las cosas cambien (aunque lo dudo) la percepción que se tiene en torno a estas elecciones, es que hay varios triunfadores donde su circunstancia es lo que los posiciona como tales, incluso, hasta perdiendo hay quienes salen ganando.