Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Abrir los ojos

Si nuestros servidores públicos caminaran, a lo mejor abrirían los ojos.

18/07/2012 07:53:29 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


Es
más... por Ley, se debería exigirles que varias veces por semana, se fueran
caminando de casa al trabajo, o en una de ésas, tomaran camión o
taxi...







Sí...
entiendo... de las zonas residenciales de lujo al centro o al punto más cercano
donde haya una oficina, “le cuelga”... caminar sería una tortura y pues en
camión, difícilmente entra un “urbano” a donde viven... entonces queda la opción
del radio-taxi.







La
ventaja de viajar en taxi es que la mayoría de los ruleteros siempre tienen
historias que contar, ya sea las de ellos, de su familia, de sus vecinos o hasta
las de otros pasajeros.







A lo
mejor oír su charla les podría abrir los ojos... suena paradójico, ¿no?...
escuchar para ver.







El
servidor público como el periodista, columnista o articulista, sufren del mismo
mal... se creen (nos creemos) dueños absolutos de la verdad...







En el
primer caso, implica un yerro del tamaño de una administración municipal,
estatal o federal... en el segundo caso, el tamaño de la estupidez va a depender
de qué tanto nos hayamos emocionado escribiendo bajo la fortuna de que la
memoria es endeble en la mayoría de quienes leen...







Pero es
más fácil olvidar un mal artículo que a una mala administración...







II







Una
señora, refunfuñando, desciende del camión...







–Chingao... ¿ahora por qué se
desvía?







–Es que
están arreglando...– le dice otra que le acompañaba...







–¡Huy!
Pero ¿qué arreglan?







–¿No se
acuerda que por acá estaba medio hundido y por acá un bache?







–¿Hundido? ¿bache? ¡Ésas son
mamadas! Debería ir a mi colonia... ¡allá son pinches hoyos así de grandes y
enfrente de mi casa, un puta lodazal que vale madre que uno limpie antes de
venirse acá con la patrona... cuando llego, ya está hecho todo una
porquería...







Las
señoras siguieron caminando por esa avenida considerada de las clases pudientes
de nuestra capital...







La
decisión para arreglar esas calles contrasta con la realidad que viven muchas
otras colonias populares en la ciudad.







Y la
palabra clave es ésa: Decisión.







Qué
motiva tomar una decisión para decir “esta obra es prioritaria” antes que ésta,
ésta y ésta...







El
rumor espanta y como tal, como un rumor lo contamos:







III







Cuenta
la leyenda que había una Reina que seguido consultaba a su espejito quién era la
más bella del Reino...







–Espejito, espejito... dime...
¿quién es la más bella de la Bella Xalapa?







A lo
que éste respondía: ¡Tú, mi reina, sólo tú eres la más bella!







Y la
cantaleta siempre era la misma... hasta que en una ocasión cambió el
estribillo...







–Espejito, espejito... dime...
¿quién es la más bella de la Bella Xalapa?







–Sigues
siendo tú, mi reina, sólo tú eres la más bella, aunque los de Las Animas no lo
ven así...







Fue
entonces que la Reina Bella, para granjearse a “los ricos” del pueblo, decidió
echar concreto hidráulico a lo largo de sus calles donde si bien, había uno que
otro bache, hundimiento en algunas losas de cemento o cuarteaduras, no
significaban tanto como los caminos de las colonias de los pobres llenas de
chapopote ondulado, baches al por mayor y calles sin banquetas poniendo en
riesgo la vida de los transeúntes...







IV







Así
es... si el rumor es cierto de que fue a través de una encuesta para “ganarse”
el afecto de esos vecinos, que se decidió “componer” las calles de Araucarias y
Las Animas, entonces se debería de encuestar a los cientos de trabajadores que
trabajan en esa zona para preguntarles cómo está su calle, cómo está su colonia
y qué es lo que necesitan... ¡ah! pero es que a ellos con un colchón, con un
tanque de gas, con una estufa, los contenta...







Hay que
mandar a caminar a nuestra alcaldesa... subirla a un camión... a un taxi...
quien quite y abra los ojos.





Otras Entradas

Otras Entradas

Anécdotas de la Mesa de Estatutos

En Campeche, donde se celebró la Mesa de discusión sobre los Estatutos del PRI, hay cosas curiosas que destacar, más allá de los acuerdos obtenidos, como por ejemplo, de que ya muchos consideren a Carlos Brito Gómez (Don Charles pa' los cuates) como el Chabelo del PRI, que si bien igual pudiera disputar esa distinción Manuel Ramos Gurrión, por tamaño (no político, sino de estatura), se lo gana Brito... en un momento dado, en que entre ambos PRIsaurios pudieran verse en pintura, entonces estaríamos hablando del "Chabelo y Pepito del PRI".

El más buscado

¿Saben quién es la persona más buscada de Veracruz en estos momentos?

¡Gana Carlos Morales!

Honor a quien honor merece: Ya me jalaron las orejas los amigos de Altotonga porque dejé fuera de la jugada al diputado Carlos Morales Guevara con mi comentario de ayer, cuando puse: "¿Alguien vio a los diputados locales y federales en sus distritos respectivos afectados por el paso de Franklin? Es la pregunta que leí en las redes sociales..."

Hipólito, MAYL y Héctor

Los datos que arroja Hipólito Rodríguez Herrero en torno a Proactiva, empresa que tiene una ampliación por quince años más para hacerse cargo del relleno sanitario, considera que son suficientes para que el presidente municipal de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez, exponga al público las condiciones de dicho convenio: en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, pagan 11 millones de pesos; en Mérida, Yucatán, 4 mdp; mientras que en Xalapa, el pago será de 24 mdp anuales.

Julión jarocho

No sé Rafael Márquez qué broncas tan fuertes tenga en esa vinculación que le hacen con el crimen organizado y la verdad, espero que le vaya bien en lo que él ha llamado "el partido más difícil de su vida" y no haya necesidad de llegar a los penales... en el caso de Julión Álvarez, es seguro que por lo que vaya a decir, me gane una mentada de madre, pero lo digo de corazón: el señor merece la cárcel.

Anécdotas que se entrelazan

Antes de entrar en materia, un pequeño comercial de los Pepes:

Fidel y las Flores

Mucho se habló de la reaparición de Fidel Herrera Beltrán, ex gobernador de Veracruz, que en su gobierno inundó a la entidad de rojo... que rojas las escuelas, que rojos los hospitales, que rojas las guayaberas, ¡que rojos los chones en fin de año!

El regreso de la nota roja

Los vecinos de Jilotepec advierten que harán recorridos por las calles de sus comunidades acompañados por sirenas; en cuanto vean a un delincuente, la harán sonar y lo perseguirán hasta darle alcance... no lo van a matar, pero le dejarán "un recuerdo muy grande".

Pedro, el muy cabrón

La última vez que platicamos, no fue una plática... tampoco fue un diálogo... a lo más fue un monólogo que escuché hasta que le dije "te voy a colgar porque vamos a acabar mal".

Seguridad defecada

Les platico de mi vecindario y en una de ésas, hasta haya similitudes con su vecindario.

El título de Kuri Kuri

Un 7 de diciembre, el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares sacudió a los estudiantes de la Universidad Popular Autónoma de Veracruz cuando señaló que ésta emitió por lo menos 100 mil títulos sin registro ni validez, y puso el dedo en la llaga cuando citó que las cuotas que cobra la institución ingresan a una asociación civil, la que es investigada.

La otra Tigresa

 Se la robaron a los poetas.

Toto, a la espera

"Antes de ejercer mis facultades como Gobernador escucharé a los ciudadanos", comenta en sus redes sociales el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, esto, con motivo de que un grupo de personas le entregó un documento donde se le solicita que ejerza su veto a las reformas a la Ley de Protección a los Animales las que despenalizan las peleas de gallos y vaquilladas.

El chiste de Javier

Adivina, adivinador: ¿Qué sale si cruzamos a Fidel Herrera con Javier Duarte? ¡Pues un Javier Herrera!

Seguridad y Deuda

Poco a poco fue rodeado. Le tomé una foto y la mandé a ese famoso grupo de vecinos en espera de que se actuara, pero estaban más interesados en otros rollos, como la defensa de un arco que es "símbolo" de la unidad en la que vivo...