Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Caridad y Paul
La mujer entraba a la zona boscosa a recolectar hongos para llevarlos a Perote y venderlos. Casa por casa, tocando puertas con su montón de setas. ¡Ya llegó Caridad!, era el grito coloquial y en un dos por tres, vendía su cosecha.
26/03/2013 01:05:03 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz


 



Caridad entonces esperaba a que la naturaleza hiciera su trabajo para que, al poco tiempo, ella hiciera el suyo: recolectar hongos para irlos a vender.



Quienes la recuerdan, no saben desde cuándo era Caridad, la de los hongos, la de las setas, como tampoco saben cuándo Caridad dejó de pasar a sus casas, tocando puertas, para ofrecer su mercancía... pero sí entendieron la razón: la mano del hombre.



Esas zonas boscosas donde Caridad, a pie de árboles colectaba sus setas, fueron desapareciendo. La tala también hacía su trabajo contra la naturaleza. La industria con o sin chimeneas, las granjas, el desarrollo y el progreso, fueron cercando esos espacios por donde antes, libremente, Caridad juntaba sus hongos... ahora, le prohibían el paso.



Caridad entonces conoció el otro lado de su nombre... empezó a vivir de la caridad de sus hermanos peroteños al negarle el desarrollo y el progreso de la ciudad, su única fuente de empleo.



II



El desarrollo y el progreso trajo consigo lo novedoso: Equipos de cómputo, internet, servicio especializado. Entonces, los jóvenes se congregaban en un sitio para hacer trabajos, navegar por la web o simplemente reunirse... era Kat Computación. Su dueño tuvo el tino de abrir ese negocio... ¡fue un hitazo!



Quién habría de imaginar que allí tendría su primer encuentro con Caridad, la mujer de los hongos.



Caridad entonces ya deambulaba por las calles de Perote pidiendo caridad. Todos los años los traía encima. Le pesaban. Las puertas donde antes tocaba para ofrecer sus setas, ahora lo hacía para extender la mano donde sólo había de dos, quienes le ofrecían para un taco o quienes de plano ya no le abrían.



Por eso, cuando Caridad vio las puertas abiertas de Kat Computación y gente reunida, no dudó en entrar y pedir eso... un poco de caridad.



Un paso vacilante, dos... tres... pero fue interrumpido su caminar... el dueño, güero alto, espigado, le cortaba el paso: ¡Aquí no, aquí no! y con los brazos abiertos, como cuando las gallinas extienden las alas en forma de cobijo sobre sus pollos, fue llevando lentamente a Caridad a la salida... sí, en el negocio de Kat Computación Caridad no encontró caridad por parte de su dueño, Paul Martínez Marié.



III



Pero les decíamos que ese fue el primer encuentro cercano de Paul con Caridad... bueno, decir encuentro es un eufemismo... más bien fue desencuentro.



El segundo encuentro (éste sí, encuentro) fue hace poco, reciente, teniendo como marco, el 21 de marzo.



En esta ocasión, Caridad no fue corrida... fue so-corrida por Paul.



Trate el lector de imaginar la escena que este empresario subió a su página de Facebook: Paul hace entrega de un bastón con la mano izquierda a Caridad mientras con la derecha, sostiene el báculo de bambú que ocupaba la mujer para sostenerse.



Es obvio que ni Paul ha de recordar que Caridad fue la mujer que alguna vez sacó de su negocio ante la mirada de varios jóvenes peroteños que saben realmente quién es... es obvio que Caridad no guarda en la memoria el maltrato por parte de un miembro de la burguesía peroteña porque tiene otras cosas más importantes de qué preocuparse... como por ejemplo: comer.



¿Qué hizo cambiar de actitud a Paul Martínez Marié para con Caridad? ¿El Papa Francisco? ¿La entrada de la Primavera? ¿Su estrecha relación con Juan Manuel Velázquez Yunes?



La respuesta es simple: Paul Martínez Marié es político y hoy por hoy ¡anda en campaña! ¡Ahí tiene el PRI el verdadero rostro de su futuro candidato a la alcaldía peroteña!



Caridad, por supuesto, seguirá buscando caridad sin ni siquiera ponerse a pensar en la cruel jugarreta del destino que hizo de su nombre y persona, una búsqueda incansable en la demás gente.


Otras Entradas

Otras Entradas

Anécdotas de la Mesa de Estatutos

En Campeche, donde se celebró la Mesa de discusión sobre los Estatutos del PRI, hay cosas curiosas que destacar, más allá de los acuerdos obtenidos, como por ejemplo, de que ya muchos consideren a Carlos Brito Gómez (Don Charles pa' los cuates) como el Chabelo del PRI, que si bien igual pudiera disputar esa distinción Manuel Ramos Gurrión, por tamaño (no político, sino de estatura), se lo gana Brito... en un momento dado, en que entre ambos PRIsaurios pudieran verse en pintura, entonces estaríamos hablando del "Chabelo y Pepito del PRI".

El más buscado

¿Saben quién es la persona más buscada de Veracruz en estos momentos?

¡Gana Carlos Morales!

Honor a quien honor merece: Ya me jalaron las orejas los amigos de Altotonga porque dejé fuera de la jugada al diputado Carlos Morales Guevara con mi comentario de ayer, cuando puse: "¿Alguien vio a los diputados locales y federales en sus distritos respectivos afectados por el paso de Franklin? Es la pregunta que leí en las redes sociales..."

Hipólito, MAYL y Héctor

Los datos que arroja Hipólito Rodríguez Herrero en torno a Proactiva, empresa que tiene una ampliación por quince años más para hacerse cargo del relleno sanitario, considera que son suficientes para que el presidente municipal de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez, exponga al público las condiciones de dicho convenio: en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, pagan 11 millones de pesos; en Mérida, Yucatán, 4 mdp; mientras que en Xalapa, el pago será de 24 mdp anuales.

Julión jarocho

No sé Rafael Márquez qué broncas tan fuertes tenga en esa vinculación que le hacen con el crimen organizado y la verdad, espero que le vaya bien en lo que él ha llamado "el partido más difícil de su vida" y no haya necesidad de llegar a los penales... en el caso de Julión Álvarez, es seguro que por lo que vaya a decir, me gane una mentada de madre, pero lo digo de corazón: el señor merece la cárcel.

Anécdotas que se entrelazan

Antes de entrar en materia, un pequeño comercial de los Pepes:

Fidel y las Flores

Mucho se habló de la reaparición de Fidel Herrera Beltrán, ex gobernador de Veracruz, que en su gobierno inundó a la entidad de rojo... que rojas las escuelas, que rojos los hospitales, que rojas las guayaberas, ¡que rojos los chones en fin de año!

El regreso de la nota roja

Los vecinos de Jilotepec advierten que harán recorridos por las calles de sus comunidades acompañados por sirenas; en cuanto vean a un delincuente, la harán sonar y lo perseguirán hasta darle alcance... no lo van a matar, pero le dejarán "un recuerdo muy grande".

Pedro, el muy cabrón

La última vez que platicamos, no fue una plática... tampoco fue un diálogo... a lo más fue un monólogo que escuché hasta que le dije "te voy a colgar porque vamos a acabar mal".

Seguridad defecada

Les platico de mi vecindario y en una de ésas, hasta haya similitudes con su vecindario.

El título de Kuri Kuri

Un 7 de diciembre, el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares sacudió a los estudiantes de la Universidad Popular Autónoma de Veracruz cuando señaló que ésta emitió por lo menos 100 mil títulos sin registro ni validez, y puso el dedo en la llaga cuando citó que las cuotas que cobra la institución ingresan a una asociación civil, la que es investigada.

La otra Tigresa

 Se la robaron a los poetas.

Toto, a la espera

"Antes de ejercer mis facultades como Gobernador escucharé a los ciudadanos", comenta en sus redes sociales el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, esto, con motivo de que un grupo de personas le entregó un documento donde se le solicita que ejerza su veto a las reformas a la Ley de Protección a los Animales las que despenalizan las peleas de gallos y vaquilladas.

El chiste de Javier

Adivina, adivinador: ¿Qué sale si cruzamos a Fidel Herrera con Javier Duarte? ¡Pues un Javier Herrera!

Seguridad y Deuda

Poco a poco fue rodeado. Le tomé una foto y la mandé a ese famoso grupo de vecinos en espera de que se actuara, pero estaban más interesados en otros rollos, como la defensa de un arco que es "símbolo" de la unidad en la que vivo...