Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
El maestro Tordo
Juanita, creo que así se llamaba. Éramos seis en fila y cada uno de los que estábamos conoció a Juanita que se meció por los aires varias veces para reventar en nuestras nalgas como pago a la osadía de reventarle los dedos en la puerta a Paulino, nuestro compañero de clases.
14/05/2013 22:25:01 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz





El castigo lo impartió Hilda, la misma maestra que mi madre no quería que me diera clases por la fama de estricta que tenía... ¡y vaya que entendí porqué el miedo hacia ella! Ni por ser el último en la fila bastó para restarle fuerza a Juanita, que acabó partiéndose en mis glúteos. Estaba en tercero de primaria.



En tercero de secundaria, aún me intriga saber quién fue el compañero que me aventó un acordeón durante mi examen de Química que me valió ser reprobado al ser cachado por el maestro. Junto con esa materia, me llevé Matemáticas y la otra que sigo sin recordar pero no fue Física, porque bien recuerdo al maestro que dijo al principio de año, que quien no quisiera recibir su clase, tenía ocho y se podía salir... ¡por supuesto que me salí! Después, al verme solo, regresé al salón... ¡y saqué siete!



El maestro Silva, en la prepa, no podía verme sin calcetines, lo que equivalía a pagar con un jalón de patillas, un pellizco o un golpe en los brazos. Ya sin contar con el castigo de aguilita, en cuclillas y con los brazos extendidos con libros en las manos, en una esquina del salón.



Eran algunos de los maestros que me tocaron vivir...



II



¿Tuve malos maestros? No, a lo mejor hace 10 años hubiera dicho que sí, que tuve malos maestros, pero ahora, puedo decir que todos, cada uno de los que tuve, me dieron grandes lecciones que trato de repetir o no repetir, según el caso.



Por ejemplo, recuerdo mucho al maestro "Huesos", que en un examen de Historia Universal, tras preguntarme el resultado de futbol del partido del mundial México 86 de esa mañana, me puso diez y cuando me iba a retirar, me dice: "Quédate, para que escuches las pendejadas de tus compañeros". ¡Y fue terrible que el resto de mis compañeros que pasaron, le dieran la razón! "El Huesos" me marcó la impresión que muchas veces pueden tener los maestros de nosotros los alumnos.



Vázquez, mi maestro de Latín, siempre me hacía pasar al pizarrón aun cuando había otros que insistían en hacerlo, y yo no le atinaba a nada, ni a la traducción ni a las declinaciones. Al final del curso, al descubrir un diez en mi boleta, intrigado, le pregunté el porqué. Su respuesta me obligó a estudiar por mi cuenta latín: "Porque eras el único que pasaba al pizarrón".



III



Sin embargo, con el respeto que me merece el magisterio, los mejores maestros que he tenido han estado fuera de las aulas. El jefe de Meseros de La Estancia, Manuel "El Huevo". Sus palabras más certeras para mí, en una borrachera, fueron: "Júntate con los que saben, no con los pendejos; apréndeles". Mi "primito" Raciel Martínez es otro gran "gurú". Recuerdo cómo, con paciencia, cambiaba mis propuestas de encabezados y de manera simple, me explicaba la razón. Otro buen maestro del periodismo fue don Carlos Guillén Tapia, ¡un señor Zorro! Yayo Gutiérrez, hombre enérgico pero alegre, de quien tuve el privilegio de que respondiera a mis dudas cuando me dictaba su columna o contara historias, muchas historias que provocaban mi incredulidad ante lo duro de ellas, aunque la mejor lección era que no viera el problema, sino la solución.



IV



Aunque a estas alturas de mi vida, percibo que todos, de algún modo, somos maestros. Podemos ser buenos, malos, regulares, excelentes, ¡hasta "barcos"! Y lo mejor de esto, es que todos seguimos siendo alumnos y nuestra tarea diaria, es la de seguir aprendiendo de todo, de todos...



V



Mientras tomo café en compañía de unos amigos, veo a un tordo de hermoso plumaje negro. Toma algo en su pico y lo pasa entre sus alas. Después deja en el piso "eso" que es redondo y lo vuelve a tomar para repetir la acción en sus plumas. Me abstrae un poco de la conversación y trato de entender qué hace el ave... ¡ya! esa cosa redonda que tiene en su pico es un ciempiés. Lo que hace es provocar al insecto para que éste expida una sustancia tóxica la misma que expande en sus plumas el tordo, ¡así, limpia sus alas de parásitos! interrumpo a Julio Saldaña con mi descubrimiento y dice: "eso debiéramos hacer todos: deshacernos de los parásitos". ¡Gracias, maestro tordo por la lección!


Otras Entradas

Otras Entradas

Anécdotas de la Mesa de Estatutos

En Campeche, donde se celebró la Mesa de discusión sobre los Estatutos del PRI, hay cosas curiosas que destacar, más allá de los acuerdos obtenidos, como por ejemplo, de que ya muchos consideren a Carlos Brito Gómez (Don Charles pa' los cuates) como el Chabelo del PRI, que si bien igual pudiera disputar esa distinción Manuel Ramos Gurrión, por tamaño (no político, sino de estatura), se lo gana Brito... en un momento dado, en que entre ambos PRIsaurios pudieran verse en pintura, entonces estaríamos hablando del "Chabelo y Pepito del PRI".

El más buscado

¿Saben quién es la persona más buscada de Veracruz en estos momentos?

¡Gana Carlos Morales!

Honor a quien honor merece: Ya me jalaron las orejas los amigos de Altotonga porque dejé fuera de la jugada al diputado Carlos Morales Guevara con mi comentario de ayer, cuando puse: "¿Alguien vio a los diputados locales y federales en sus distritos respectivos afectados por el paso de Franklin? Es la pregunta que leí en las redes sociales..."

Hipólito, MAYL y Héctor

Los datos que arroja Hipólito Rodríguez Herrero en torno a Proactiva, empresa que tiene una ampliación por quince años más para hacerse cargo del relleno sanitario, considera que son suficientes para que el presidente municipal de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez, exponga al público las condiciones de dicho convenio: en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, pagan 11 millones de pesos; en Mérida, Yucatán, 4 mdp; mientras que en Xalapa, el pago será de 24 mdp anuales.

Julión jarocho

No sé Rafael Márquez qué broncas tan fuertes tenga en esa vinculación que le hacen con el crimen organizado y la verdad, espero que le vaya bien en lo que él ha llamado "el partido más difícil de su vida" y no haya necesidad de llegar a los penales... en el caso de Julión Álvarez, es seguro que por lo que vaya a decir, me gane una mentada de madre, pero lo digo de corazón: el señor merece la cárcel.

Anécdotas que se entrelazan

Antes de entrar en materia, un pequeño comercial de los Pepes:

Fidel y las Flores

Mucho se habló de la reaparición de Fidel Herrera Beltrán, ex gobernador de Veracruz, que en su gobierno inundó a la entidad de rojo... que rojas las escuelas, que rojos los hospitales, que rojas las guayaberas, ¡que rojos los chones en fin de año!

El regreso de la nota roja

Los vecinos de Jilotepec advierten que harán recorridos por las calles de sus comunidades acompañados por sirenas; en cuanto vean a un delincuente, la harán sonar y lo perseguirán hasta darle alcance... no lo van a matar, pero le dejarán "un recuerdo muy grande".

Pedro, el muy cabrón

La última vez que platicamos, no fue una plática... tampoco fue un diálogo... a lo más fue un monólogo que escuché hasta que le dije "te voy a colgar porque vamos a acabar mal".

Seguridad defecada

Les platico de mi vecindario y en una de ésas, hasta haya similitudes con su vecindario.

El título de Kuri Kuri

Un 7 de diciembre, el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares sacudió a los estudiantes de la Universidad Popular Autónoma de Veracruz cuando señaló que ésta emitió por lo menos 100 mil títulos sin registro ni validez, y puso el dedo en la llaga cuando citó que las cuotas que cobra la institución ingresan a una asociación civil, la que es investigada.

La otra Tigresa

 Se la robaron a los poetas.

Toto, a la espera

"Antes de ejercer mis facultades como Gobernador escucharé a los ciudadanos", comenta en sus redes sociales el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, esto, con motivo de que un grupo de personas le entregó un documento donde se le solicita que ejerza su veto a las reformas a la Ley de Protección a los Animales las que despenalizan las peleas de gallos y vaquilladas.

El chiste de Javier

Adivina, adivinador: ¿Qué sale si cruzamos a Fidel Herrera con Javier Duarte? ¡Pues un Javier Herrera!

Seguridad y Deuda

Poco a poco fue rodeado. Le tomé una foto y la mandé a ese famoso grupo de vecinos en espera de que se actuara, pero estaban más interesados en otros rollos, como la defensa de un arco que es "símbolo" de la unidad en la que vivo...