Dir. Alberto Morales
 
portada fotografia caricatura noticias columnas revista medios videoteca
Cebar al Cisne

No acababa de cumplir Javier Duarte de Ochoa sus primeros tres años de Gobierno, cuando ya se hablaba de la sucesión.

05/02/2014 11:07:16 - Xalapa, Ver. por Salvador Muñoz




Inicia el cuarto año de Gobierno y aún se habla de la sucesión.

Por lo regular, el juego de la sucesión inicia año y medio o 12 meses antes de que concluya el sexenio del mandatario en turno.

En el caso de Javier Duarte es extraordinario, por cualquier lado que se le vea, aunque el punto que nos interesa es uno: el adelanto a su sucesión.

¿Alguien tiene una explicación para ello?

La más simple que se viene a la mente es la ausencia de Gobernador.

Y no porque de repente agarre y se vaya a Brasil, Roma o donde quiera, no... hablo de una figura como tal.

Son feas las comparaciones pero si nos avocamos al gobernador anterior, no había otro personaje que brillara como charol más que Fidel Herrera Beltrán.

Era un político que sabía dar y darse su tiempo. Se mantuvo siempre al frente y si se ausentaba, omnipresente, se hacía sentir. Hábil en el discurso, cercano a la gente, sagaz, capaz de hacer de un tropiezo una oportunidad para destacar, fuera con una declaración o hasta con una frase ocurrente. No necesitaba de asesores, voceros o coordinadores de prensa... él hacía todos los papeles que requiriera...

En este momento, si volteamos hacia el Gobernador, no brilla... para más, destaca Alberto Silva Ramos que habla por sí, no por la dependencia que representa ni por el Gobierno...

Y es el único... porque Erick Lagos calmó sus ansias de matador a sabiendas quizás de que lo más que puede torear es una vaquilla y Jorge Carvallo, colmilludo, no hizo eco a los cantos de sirena que en algún momento lo ubicaron entre los candidateables...

Por supuesto, Alberto Silva no se mueve por la libre... es la baraja de Javier Duarte o dijeran en el rancho: Su cebado.

Allá en el rancho, se trata de engordar al cerdo para venderlo por kilo. Entonces, se condiciona al puerco a ir comiendo más y más hasta que alcanza un peso sorprendente y entonces, ya está listo para su venta.

Pareciera que Javier Duarte de Ochoa pretende cebar al Cisne.

La idea, es hacerlo crecer lo más posible, a lo largo y ancho del estado, con entrega de víveres, despensas, apoyos alimentarios, vamos, todos los recursos disponibles en la Cruzada contra el Hambre y Sedesol local, para que Alberto Silva Ramos sea considerado "el benhechor del pueblo".

Javier Duarte de Ochoa sabe que tiene que vender su salida a buen precio y por eso permite que el Cisne vuele, sacuda sus plumas, se pavonee... lo está dejando crecer adrede bajo el entendido de que, si no ocurre otra cosa, el candidato a la gubernatura será un Yunes.

Tanto Pepe como Héctor, senadores, están jugando un papel primordial en el altiplano desde distintos o en los mismos escenarios, dependiendo de la circunstancia que se encuentren.

Por eso, ya vemos a un Yunes Zorrilla con cañeros, caficultores, pescadores, citricultores, ¡vamos! con el aparato productivo de la nación (y del estado) trabándose en diálogos, acuerdos, gestoría.

Por eso, ya vemos a un Yunes Landa en el norte, en Puebla, con Malova, Baja California, haciendo política.

Javier Duarte buscará un candidato que convenga a sus intereses por ser un producto de la misma circunstancia que pretende. Es seguro que el presidente Enrique Peña Nieto busque para el 2016 a un candidato que convenga a los intereses político-económicos de la nación y para ello, Pepe y Héctor están trabajando.

Sí, dicen que los tiempos están adelantados pero la razón es simple: Se adelantan porque no hay un líder... y eso, hasta Javier Duarte lo sabe, por eso hay que cebar al cerdo... digo: al Cisne.



Otras Entradas

Otras Entradas

Veracruz

La noche del sábado pude haberla disfrutado mucho...

Espionaje a medias

Intento ordenar mis pensamientos porque quiero tratar el asunto del espionaje, pero es difícil empezar a escribir cuando la Mujer me muestra a una "escort" del bajío, cuyas proporciones en nalga y pecho se contraponen a su diminuta cintura... "trae chaparrera" me dice, mientras me muestra el trasero de esa joven, cara de niña, que me recuerda lo poco que enseña de su rostro, a Ximena Sariñana.

Congruencia legislativa

Haciendo cuentas, a ojo de buen cubero, la decisión en pro o contra el desafuero de Eva Cadena Sandoval por parte de la LXIV Legislatura podría darse en unos quince días.

Senadores y alcaldes

"Jamás pensamos que un día íbamos a votar por el PRI", era la frase con la que se topó durante su campaña el hoy alcalde electo de Perote, Juan Francisco Hervert Prado, quien ocurrente, respondía: "No se preocupen... ¡voten por el Verde!"

La reelección de Pepe Mancha

En términos simples, la dirigencia de Pepe Mancha podría resumirse así: Una gubernatura, una bancada equilibrada y más de cien alcaldías.

La dirigencia del PRI

Cuestiona un amigo mi negativa a que se incorpore Américo Zúñiga Martínez a la dirigencia estatal del PRI.

Anemia legislativa

Es cuestión de observar y preguntar: ¿Quién falta por salir en un audio, un video, un escándalo?

¡Y Héctor voló!

Según este miércoles, a las siete de la mañana, estaría "invitado" Héctor "N" para presentarse ante la Fiscalía "N" para responder a los señalamientos que le hiciera uno de los más emblemáticos símbolos del duartismo, y si volteamos un poco hacia atrás, del fidelismo, y quien por cierto llegó con el alemanismo: Arturo "N".

El Jamás de Renato

Me enseña su reloj de los Tiburones Rojos a manera de respuesta cuando le pregunto a qué equipo le va.

Las matemáticas del poder

Cuando a finales del siglo pasado, el PRI perdió 107 alcaldías, fue el escándalo. ¿Por qué? Porque en lugar de festejar el avance de la democracia, nos regodeamos con el fracaso del partido en el poder. ¡Ah! Perdón... La derrota tuvo nombre, apellido y padre: Miguel Ángel Yunes Linares.

Caciques triunfadores

La pasada elección dejó en claro que a veces, los que ganan en las urnas no necesariamente son los candidatos, por ende, no necesariamente han de ser los que van a gobernar y no, no es por esa percepción que se tiene en torno a Xalapa con Hipólito Rodríguez Herrero, o Boca del Río, con Fernando Yunes Márquez, de quienes se dice que los que van a mandar realmente son Andrés Manuel López Obrador o Miguel Ángel Yunes Linares, respectivamente... nos referimos a los pequeños o grandes cacicazgos atrás de un triunfador en las urnas.

Los 3 independientes

De los 270 candidatos independientes que participaron en cuatro entidades por un cargo de representación popular, sólo tres alcanzaron a subir al podium de los triunfadores y los tres se dieron en Veracruz: Isaac García Álvarez, en Coahuitlán; Tavo Pérez Garay, en San Andrés Tuxtla; y Christian Romero Pérez, en Tlacotalpan.

Fernando Yunes Márquez, candidato electo por Veracruz, presume sus 102 mil votos que le dieron el triunfo en el Puerto, pero a la vez, igual hace alarde de ser el candidato más votado en la entidad, título que ostentaba en su momento Elizabeth Morales García con más de 95 mil votos en Xalapa.

Pepe 2018

Le pregunto si en sus escenarios, al igual que en los de Héctor, incluso el mismo Miguel Ángel, tienen contemplado que así como hay una animadversión en este momento para el PRI, este mal humor social pueda impregnar al apellido Yunes, más cuando en las últimas dos elecciones para Gobernador (2010 y 2016) ha participado este apellido y es posible, muy posible, que en el 2018, lo tengamos otra vez en tres personalidades en la disputa por la candidatura en sus respectivos partidos.

El triunfador en las elecciones

Van a dar las nueve de la noche, y bajo el riesgo de que aquí al día de mañana las cosas cambien (aunque lo dudo) la percepción que se tiene en torno a estas elecciones, es que hay varios triunfadores donde su circunstancia es lo que los posiciona como tales, incluso, hasta perdiendo hay quienes salen ganando.